Electricidad marinera, indispensable en la náutica actual

En los inicios de la navegación, era inimaginable el uso de energía eléctrica a bordo, pero con el avance de la tecnología, la electricidad marinera se ha convertido en algo indispensable al momento de encontrarse a bordo.

Tantos han sido los avances en este aspecto que los botes y grandes embarcaciones se encuentran dotados de una serie de equipos que dependen de la energía marinera y que juegan un papel importante en la seguridad y confort con la que se cuente durante la navegación, de manera que es importante conocer los equipos que deben comprarse para las embarcaciones navieras.

¿Qué ventajas tiene usar electricidad marinera?

La ventaja de invertir para hacer uso de la energía eléctrica en las embarcaciones es notoria. Uno de sus papeles más importantes es que permite el uso de artefactos que dependen de la electricidad, como el GPS y otros sistemas que facilitan la geolocalización y la navegación mar adentro.

Por otro lado, pero no menos importante, es la comodidad y practicidad que se le brinda a la tripulación, pues la energía marinera da la posibilidad de mantener cargados los dispositivos móviles todo el tiempo, así como hacer uso de equipamientos de música para mantenerse distraídos.

Equipos más comprados en electricidad marinera

El uso de la electricidad marinera es importante tanto para la navegación como para la comodidad de la tripulación, así que existe una serie de equipamiento dependiente de la energía eléctrica que no puede faltar cuando se trata de realizar una compra para una embarcación. Entre los equipos más importantes se encuentran:

• Equipamiento para la embarcación: Baterías, bombillas, limpia parabrisas, paneles solares y paneles de control.

• Equipamiento para la tripulación: Televisión, aire acondicionado, equipo de sonido y cargadores para dispositivos móviles.
 

Batería, un aliado en electricidad marinera

En principio, la navegación era totalmente independiente de la electricidad marinera, pero a la fecha esto ha cambiado radicalmente.

Las embarcaciones cuentan con una red de cableado eléctrico que permite alimentar todos los espacios, pero una de las adquisiciones más importantes a realizar se trata de las baterías.

Al comprar baterías para la embarcación se garantiza la disponibilidad de energía marinera por un periodo de tiempo determinado, siempre y cuando se realicen los cálculos para determinar la demanda de energía de acuerdo al equipamiento a alimentar en la embarcación. Tradicionalmente, se cuenta con al menos un par de baterías en las unidades navieras.